Ante las pinturas de las catacumbas

En muchos casos nos encontramos con un desconocimiento grande de la fe no solo por parte de los más jóvenes, sino también por sus padres y familiares.

Dani Cuesta sj

02 noviembre, 2021, 2:43 pm
3 mins

Hace unos días visité algunas de las catacumbas de Roma con un amigo jesuita. Allí pudimos ver las pinturas paleocristianas romanas que representan de manera críptica muchos de los pasajes del Antiguo y del Nuevo Testamento. Es curioso cómo, a pesar de que son escenas bastante conocidas, en muchos casos no son reconocibles a primera vista, puesto que usan otra estética, otra tipología iconográfica, etc. Por eso, se hace necesario que un guía ayude a identificar poco a poco los diversos personajes que allí aparecen, los elementos, las historias, para así descubrir que estamos ante la multiplicación de los panes, Jonás y la ballena, Daniel entre los leones y otros muchos relatos.

Esta experiencia me hizo reflexionar sobre un tema tan actual como es el de la transmisión de la fe a las generaciones futuras. Y es que, en muchos casos nos encontramos con un desconocimiento grande de la fe no solo por parte de los más jóvenes, sino también por sus padres y familiares. En este sentido, a veces puede dar la impresión de que, delante de los temas fundamentales de la fe cristiana, se encontrasen como nosotros delante de muchas de las pinturas de las catacumbas, es decir, sin herramientas ni códigos que nos permitan identificar aquello que estamos viendo. Por ello, quizá hoy sea cada vez más necesaria una pastoral y un anuncio explícito de la fe, no en el sentido beligerante con el que a veces se confunde, sino más bien pedagógico. Una exposición de los fundamentos básicos del cristianismo que no da automáticamente por sentados unos mínimos, ni piensa que ciertos gestos, textos, símbolos, etc. hablan por sí solos. Sino que más bien busca hacer elocuentes aquellos que, con una velocidad vertiginosa, se han convertido en enigmáticos para muchos de nuestros contemporáneos. Eso sí, este anuncio explícito tiene que saber que el solo conocimiento intelectual no basta para la transmisión de la fe, puesto que debe de ir acompañado de una búsqueda personal. Pero, a la vez también debemos de confiar que el conocimiento de los fundamentos de la fe, y la explicación del porqué de los testimonios y acciones de ciertas personas puede poner en marcha esa búsqueda y ese camino.

_________________________
Fuente: https://pastoralsj.org

Jesuita español, graduado en Historia del Arte y Humanidades. Escribe para Pastoralsj.