¿Hacia una democracia sin partidos?

La caída de la participación ciudadana en los procesos electorales plantea la pregunta acerca de si el nuestro es el gobierno del pueblo o más bien el de una minoría. El sistema binominal deterioró la competencia y, por ende, el interés ciudadano: el nuevo sistema electoral podría abrir espacios al multipartidismo y a un mayor interés de los habilitados para votar.

Carlos Huneeus(*)

01 Septiembre 2017, 11:32 am
21 mins

Las elecciones presidenciales, parlamentarias y de consejeros regionales del 19 de noviembre próximo se realizan en un difícil contexto, con graves problemas en el sistema político, especialmente en los partidos, y por el fin de la Nueva Mayoría (NM). Por primera vez, la «centroizquierda» lleva dos candidatos presidenciales, la senadora Carolina Goic (PDC) y el senador independiente Alejandro Guillier, apoyado por el PRSD, PPD, PS y PC. El PDC y la izquierda compiten en las elecciones parlamentarias en dos listas.

Este contenido está disponible sólo para los suscriptores activos de Revista Mensaje. Si eres suscriptor, ingresa aquí, o bien, sigue aquí las indicaciones para suscribirte o renovar tu suscripción a nuestra revista.

Carlos Huneeus(*)

Profesor titular, Departamento de Derecho Público, Facultad de Derecho, Universidad de Chile.