REPAM: Trabajando incesantemente por los pueblos amazónicos

La Red Eclesial Panamazónica (REPAM), que preside el cardenal Pedro Ricardo Barreto Jimeno, Arzobispo de Huancayo, Perú, pone de manifiesto los puntos críticos ya señalados en los últimos meses en la Amazonía, con el aumento de los contagios y muertes a causa de la pandemia.

Vatican News

22 febrero, 2021, 10:16 am
4 mins

Aumento alarmante del número de infecciones y muertes por Covid-19; graves deficiencias en el sistema de salud; ausencia de políticas públicas eficientes y fragilidad en el cuidado de la vida humana: estos son los puntos críticos señalados en los últimos meses en la Amazonía por la REPAM (Red Eclesial Panamazónica), presidida por el cardenal Pedro Ricardo Barreto Jimeno, Arzobispo de Huancayo, Perú.

AUMENTO DE LAS DESIGUALDADES SOCIALES

En un mensaje de solidaridad con los pueblos de la región, el organismo lamenta “la falta de camas de hospital, de oxígeno y de equipos de protección; el aumento de las personas que viven en la pobreza y las desigualdades sociales”, así como “la situación crítica que vive la ciudad de Manaos y todo el estado brasileño de Amazonas”, donde la pandemia ha golpeado con más fuerza, causando 300.000 víctimas y más de 10.000 muertos.

SITUACIONES DRAMÁTICAS

Pero la situación es dramática en todo Panamá, señala la REPAM: “Hasta la fecha, tenemos un total de 2.025.223 casos confirmados y 50.364 muertes por el coronavirus. Brasil concentra el 76,3% del total de casos, seguido de Perú (11,7%), Colombia (4,7%), Bolivia (4,3%) y los demás países con menos del 1%. Brasil también lidera el porcentaje de muertes, con un 69,8%, seguido de Bolivia (15,1%), Perú (8,1%), Colombia (5%) y los demás países con menos del 1%”. No solo: la llamada “segunda ola” de la pandemia registró, entre diciembre y febrero, “un aumento de 415.093 casos confirmados y 12.617 muertes”, lo que corresponde a “más de una quinta parte de los casos identificados y una cuarta parte de las muertes registradas desde el inicio del seguimiento”.

AGRADECIMIENTO DE LA REPAM AL PAPA FRANCISCO

La REPAM expresa, por lo tanto, su agradecimiento por “los esfuerzos y la dedicación” con que la Iglesia católica en la Amazonía ofrece ayuda humanitaria de emergencia a las poblaciones locales, incluso a través de diversas campañas de solidaridad. El mismo agradecimiento se dirige al Papa Francisco que “ha seguido de cerca este momento, ofreciendo también oración, solidaridad y cercanía a toda nuestra región”.

Al mismo tiempo, junto con COICA (Comité de Coordinación de las Organizaciones Indígenas de la Cuenca del Amazonas), la REPAM dice que está preocupada por “el aumento de las situaciones de vulnerabilidad a las que están expuestos los pueblos indígenas” y, por lo tanto, pide a los gobiernos “que implementen barreras sanitarias y controles epidemiológicos, así como que garanticen el funcionamiento efectivo de las unidades médicas especializadas en toda la Amazonía”.

HACIA EL “GRITO DE LA SELVA”

En este sentido, la REPAM y el COICA lanzarán, tal como hemos informado en su oportunidad, una campaña, denominada: “El grito de la selva – voces de la Amazonía”, con el objetivo de “fortalecer la lucha de los pueblos indígenas por el derecho a la salud integral”.

_________________________
Fuente: www.vaticannews.va

Noticias desde el Vaticano.