Dios no nos ha castigado

Por Pablo Martín Ibáñez
La Justicia de Dios, la Ira de Dios, el Enfado de Dios, el Celo de Dios. Pero siempre al modo humano. Es decir, la justicia que castiga, la Ira que golpea, el Enfado que grita, el Celo que excluye. ¡Eso no es Dios! ¡Y no puede serlo!

Coronavirus social

Por Álvaro Lobo sj
Además de la enfermedad, en estos casos se suele propagar cierta histeria colectiva jaleada por medios de comunicación sedientos de morbo y empresas preparadas para hacer el negocio del siglo.