Birmania: Los niños como agentes de paz

Por Servicio Jesuita a Refugiados
Los recursos y servicios de Birmania son limitados. Los refugiados que regresan desde Tailandia podrían agravar la ya precaria situación de escasez en las comunidades desatendidas y exacerbar los conflictos intracomunitarios.

Sudán del Sur: El espíritu del éxito

Por Servicio Jesuita a Refugiados
Sudán del Sur tiene proporcionalmente menos niñas yendo a la escuela que cualquier otro país en el mundo. Según algunos cálculos, menos del uno por ciento de ellas completan la educación primaria, y solo uno de cada cuatro estudiantes es una niña.

Kenia: un oasis en los márgenes

Por Servicio Jesuita a Refugiados
El Servicio Jesuita a Refugiados sigue garantizando que las niñas refugiadas reciban una educación. Los programas buscan ayudar a liberar todo el potencial perdido de niñas y mujeres en Kakuma, que está esperando a ser aprovechado.

Gaudete et Exsultate. Sobre el llamado a la santidad en el mundo actual

Por Servicio Jesuita a Refugiados
El Papa Francisco responde a sus críticos, y a las voces catastrofistas, diciendo que el llamado a acoger al extraño “no es una noción inventada por algún Papa, o una moda pasajera”. Acoger a refugiados e inmigrantes es acoger a Cristo mismo; apartarse del extraño es apartarse del llamamiento a la santidad.