Impuesto moral cristiano

Por Jorge Costadoat sj
Propongo que los católicos pertenecientes al 1 por ciento más rico del país creen un impuesto moral cristiano. Un impuesto voluntario de un 10% al patrimonio anual (casas, propiedades, autos, acciones, etc.) de los más ricos. Los mismos católicos interesados en crear este impuesto podrían fundar una institución encargada de devolver a los chilenos una parte, siquiera una parte, de lo que les pertenece.