Plan Estratégico de Bosques de la ONU: Enfoque social y ecológico

Intervención de Mons. Kassas, Observador Permanente de la Misión de la Santa Sede ante las Naciones Unidas, en el Foro sobre los Bosques.

Zenit

18 mayo, 2018, 11:06 am
4 mins

El pasado 8 de mayo, Mons. Simon Kassas, Observador Permanente de la Misión de la Santa Sede ante las Naciones Unidas, presentó una intervención en la 13ª sesión del Foro de las Naciones Unidas sobre los Bosques, dedicada a la Implementación del Plan Estratégico de Bosques de la ONU.

Nombrando las numerosas ventajas de preservar los bosques, Mons. Kassas también reiteró la importancia de ser sensible a las necesidades económicas de países en desarrollo económico e industrial, que tienen diferentes fines sujetos a diferentes prioridades.

LOS BOSQUES SON VIDA

El prelado Kassas recordó a los participantes de la sesión que los bosques son esenciales para “la regulación del clima” y que “contienen un tesoro irremplazable que está compuesto por muchas especies”.

Además de eso, “algunas plantas y microorganismos del bosque son capaces de sintetizar cantidades ilimitadas de sustancias complejas que contienen un gran potencial medicinal, y otras plantas poseen valor como fuentes de alimento”. Frente a estas oportunidades, es necesario estudiar los bosques de cerca para el bien común de toda la comunidad mundial.

PELIGRO PARA LOS BOSQUES

Al mismo tiempo, Mons. Kassas reconoció que esta biodiversidad se está perdiendo rápidamente, primariamente debido a entidades codiciosas que solo quieren explotar los bosques para aumentar sus ganancias financieras.

Pero al mismo tiempo, advirtió que “la deforestación y la pérdida de biodiversidad es en parte debido a “la lucha contra la pobreza también”, especialmente en naciones que tienen “deudas externas que las han obligado a administrar imprudentemente sus recursos forestales con la esperanza de reducir esa deuda”. Instando a estos países a que preserven sus bosques con los mismos medios que otros países más desarrollados, ya que de lo contrario puede “tener efectos dañinos el no intentarlo. La solución de un problema urgente puede crear otro, igualmente serio”.

PROBLEMAS URGENTES

Terminando su discurso, monseñor Kassas resaltó en la sesión que “no es útil reflexionar sobre las prioridades temáticas y operativas del Plan Estratégico para los Bosques desde la cómoda perspectiva de las sociedades altamente desarrolladas que presentan una calidad de vida mucho más allá del alcance actual de la mayoría de la población mundial”.

Los habitantes de los países en desarrollo tienen problemas urgentes. Si ignoramos al hambriento a nivel mundial y la necesidad de ayudar a estas naciones, no estaríamos ejerciendo “un verdadero enfoque ecológico”, como nos recordó el Papa Francisco.

Citando al Papa, el Observador Permanente de la Santa Sede dijo que siempre debemos estar atentos a “un enfoque social en que se deben integrar las cuestiones de justicia en los debates sobre el medio ambiente, para escuchar el grito de la tierra y el grito de los pobres”.

© Traducción y texto de Richard Maher.

_________________________
Fuente: https://es.zenit.org

Agencia de información internacional sin ánimo de lucro, formada por un equipo de profesionales y voluntarios, convencidos de que la extraordinaria sabiduría del Pontífice y de la Iglesia católica, pueda alimentar la esperanza y ayudar a toda la humanidad a encontrar verdad, justicia y belleza.