Revista Mensaje N° 694: «Mafalda y el espíritu de Quino»

El historietista argentino y su muy célebre y entrañable personaje revelan un carácter rebelde y antiautoritario, a la vez que incansable defensor de los pobres y los olvidados.

Roberto Herrscher

16 noviembre, 2020, 1:09 pm
13 mins

Cuando el 30 de septiembre falleció a los 88 años el gran dibujante e historietista argentino Joaquín Lavado, Quino, comenzaron a llenarse las redes sociales de “homenajes”, casi todos con su dibujo más conocido y admirado, el de la niña contestona e inquieta Mafalda.

El más difundido mostraba a una Mafalda indignada que gritaba: “¡Paren el mundo, que me quiero bajar!”.

En otro, una Mafalda tomada de la mano de su padre y mirando al océano Atlántico en una de sus vacaciones en Mar del Plata, opinaba que había que tirar a todos los políticos al mar.

La muerte de Quino sirvió para la creación de “Mafaldas particulares”, en las que cada tuitero de ocasión colocara al lado del dibujo toda clase de improperios hacia sus enemigos. He visto, de parte de “mafaldistas” argentinos, versiones en las que la niña ataca al actual gobierno peronista y su vicepresidenta Cristina Kirchner, o al gobierno anterior del conservador Mauricio Macri. Hay Mafaldas de derecha, contra la falta de libertades en Cuba o Venezuela, y Mafaldas de izquierda, contra el gobierno de los ricos y los contubernios entre empresarios y gobernantes. Y después están las Mafaldas de cuyos “globitos” brotan frases de poster new age o autoayuda: “En la vida no hay premios ni castigos, sino consecuencias”. “¿No sería mejor el mundo si las bibliotecas fueran más importantes que los bancos?”… Ninguna de estas frases es de Quino. Lo lamento si alguno de ustedes repitió una o dos.

Y también lamento informarles que este falso mafaldismo no es un fenómeno nuevo. Hace tiempo que pululan por las redes los falsos poemas de Borges lamentándose de haber leído demasiados libros, en vez de tomar más helados de frutilla bajo el sol del verano; falsos párrafos de García Márquez alegrándose de haber vivido una vida plena; y falsos versos de Benedetti alentando a sus lectores a no rendirse.

Este contenido está disponible sólo para los suscriptores activos de Revista Mensaje. Si eres suscriptor, ingresa aquí, o bien, sigue aquí las indicaciones para suscribirte o renovar tu suscripción a nuestra revista.

Director, Escuela de Periodismo, U. Alberto Hurtado.